Crumble de Manzana una delicia Sin Gluten

Compártenos

Crumble de manzana sin gluten para Saborear sin Preocupaciones

Seguimos con ideas de postres saludables . En esta ocasión te dejamos por aquí un postre sin gluten.

Al no contener gluten, esta versión de crumble es adecuada para aquellos que tienen intolerancia al gluten o enfermedad celíaca. Las manzanas son una excelente fuente de fibra, vitaminas y antioxidantes. La base de este crumble generalmente incluye ingredientes naturales y frescos que contribuyen a una dieta equilibrada.

Crumble de manzanas sin mantequilla | CocinaIngredientes:

Para el relleno de manzana:

  • 4-5 manzanas (aproximadamente 800 gramos), peladas, descorazonadas y cortadas en rodajas finas
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • 2 cucharadas de azúcar (puedes usar azúcar de coco, panela o cualquier endulzante de tu elección)
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1/4 de cucharadita de nuez moscada (opcional, para dar más sabor)
  • Una pizca de sal

Para la cobertura crujiente:

  • 1 taza de harina de almendra
  • 1/2 taza de copos de avena sin gluten
  • 1/4 de taza de azúcar (o endulzante de tu elección)
  • 1/4 de taza de mantequilla o aceite de coco derretido (para una versión vegana)

Instrucciones:

Precalienta el horno a 180°C (350°F) y engrasa ligeramente un molde apto para horno.

En un tazón grande, mezcla las rodajas de manzana con el jugo de limón, el azúcar, la canela, la nuez moscada (si la estás usando) y la pizca de sal. Asegúrate de que las manzanas estén bien cubiertas con la mezcla de especias y azúcar.

En otro tazón, prepara la cobertura crujiente mezclando la harina de almendra, los copos de avena sin gluten y el azúcar (o endulzante) con la mantequilla o el aceite de coco derretido. Mezcla bien con las manos hasta obtener una textura de migas.

Coloca las rodajas de manzana en el molde engrasado y esparce la cobertura crujiente sobre las manzanas de manera uniforme.

Hornea el crumble en el horno precalentado durante aproximadamente 35-40 minutos o hasta que la cobertura esté dorada y crujiente, y las manzanas estén tiernas.

Retira el crumble del horno y deja enfriar ligeramente antes de servir.

Puedes servirlo solo o acompañado de helado sin gluten o crema batida para un toque extra de sabor. Este crumble es una opción perfecta para aprovechar las manzanas frescas en temporada y disfrutar de un postre reconfortante y sin gluten.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *